Bienvenidos a Nueva Zelanda

nz

¡Kia Ora! Bienvenido a Nueva Zelanda, un país reconocido por sus espectaculares y variados paisajes desde las montañas, volcanes y hermosos lagos hasta una extensa costa. Un destino ideal para quienes buscan calidad de vida, educación y el lugar perfecto para estudiar, trabajar, viajar, conocer etnias y culturas diversas en entorno seguro.

Destaca su sistema educativo de alto nivel desde la etapa Pre-Escolar hasta los Estudios Superiores, ofrecen a sus visitantes una extensa lista de atractivas actividades, deportes y excursiones como por ejemplo: Bungee Jump, Skydiving, Rafting, Surf, Kayaking, Parques Nacionales, Zoológicos, Géiseres y muchas otras.

Conocer el lado salvaje

Hay 4,8 millones de neozelandeses, diseminados en 268 021 km2; un país como la mitad de España, pero con una población 10 veces menor. Comprende bosques, montañas, lagos, playas y fiordos sublimes, que han convertido a Nueva Zelanda en uno de los destinos más codiciados para hacer senderismo (allí lo llaman tramping). Se puede emprender alguna de las nueve grandes rutas –como el Heaphy Track y el Milford Track– o simplemente recorrer parajes salvajes de ensueño.

Comida, vino y cerveza

Los clásicos de influencia británica, como el fish & chips, perduran, pero la gastronomía neozelandesa ha llegado muy lejos. Los chefs de Auckland, Wellington y Napier se inspiran en las cocinas de las islas del sur del Pacífico y de Europa occidental para aportar toques creativos a productos locales, ya sea cordero o moluscos como abulones, ostras y vieiras. Las opciones para veganos y vegetarianos son cada vez más numerosas e innovadoras. Cabe destacar la cultura del café, una puntera escena de cervezas artesanales y los legendarios vinos de clima frío (como los sublimes sauvignon blanc y pinot noir).

Cultura maorí

Los imbatibles All Blacks de Nueva Zelanda no hubieran llegado a ser consecutivamente campeones del mundo sin sus imparables jugadores maoríes. La cultura maorí ha dejado su huella en la vida contemporánea de los kiwis: en todo el país el viajero puede oír hablar maorí, ver la televisión maorí, unirse a un hangi (banquete maorí) o asistir a un espectáculo cultural con cantos, danzas y una espeluznante haka (danza de guerra). El diseño maorí se expresa en el ta moko, tatuaje (normalmente en la cara) y las delicadas esculturas artísticas en hueso, conchas y pounamu (piedra verde).

Viajar sin problemas

El visitante de Nueva Zelanda no sufrirá los tropiezos habituales de otros lugares: los autobuses y trenes son puntuales; las carreteras están en buen estado; hay profusión de cajeros automáticos; los rateros, estafadores y las chinches en los albergues son poco frecuentes; y es poco probable que la comida siente mal (los lavabos públicos suelen estar limpios y provistos de papel). No hay serpientes; solo hay una araña venenosa, la rara katipo, muy difícil de ver. Esta amable nación es un lugar para relajarse y disfrutar las

I am text block. Click edit button to change this text. Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Ut elit tellus, luctus nec ullamcorper mattis, pulvinar dapibus leo.